diciembre 31, 2009

Porfiados

La Declaración de Independencia de los Estados Unidos de América dice “Sostenemos que estas verdades son evidentes en sí mismas: que todos los hombres son creados iguales; que son dotados por su Creador de ciertos derechos inalienables; que entre éstos están la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad; que para garantizar estos derechos se instituyen entre los hombres los gobiernos, que derivan sus poderes legítimos del consentimiento de los gobernados; que cuando quiera que una forma de gobierno se haga destructora de estos principios, el pueblo tiene el derecho a reformarla o abolirla e instituir un nuevo gobierno que se funde en dichos principios, y a organizar sus poderes en la forma que a su juicio ofrecerá las mayores probabilidades de alcanzar su seguridad y felicidad… cuando una larga serie de abusos y usurpaciones, dirigida invariablemente al mismo objetivo, demuestra el designio de someter al pueblo a un despotismo absoluto, es su derecho, es su deber, derrocar ese gobierno y establecer nuevos resguardos para su futura seguridad.”

En Venezuela y por lo que se lee en periódicos y foros en la web, hoy hay, como han habido tantos otros en otros momentos de nuestra historia, muchos quienes consideran que una larga serie de abusos y usurpaciones evidencian el designio de someter al pueblo a un despotismo absoluto. Para el caso de que estos preocupados fuesen ciudadanos de los Estados Unidos de América, podrían entonces considerar “su derecho y su deber, derrocar el gobierno y establecer nuevos resguardos para su futura seguridad”. En Venezuela, en esta materia rige el Artículo 350 de nuestra constitución que establece:” El pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos.

A los preocupados yo no les discutiré la parte relativa al “derrocar” o “desconocer”, ellos son adultos y se entienden, pero lo que si les recordaré es sobre lo tanto más importante que resulta lo de “establecer nuevos resguardos para su futura seguridad”. ¿Para qué derrocar a un porfiado autócrata si al rato, de seguro, inflado con nuestras resultas petroleras, se nos levantará otro porfiado autócrata, así se llame distinto, así se vista de un color distinto?

¡Hoy, otra década perdida! ¡Otros 10.950.000.000 barriles de petróleo extraídos por siempre de la tierra venezolana, por nada o hasta por menos! ¿Cuándo tendremos un gobierno que gobierne y no solo un gobierno que distribuye el contenido de una piñata petrolera aplicando como principio lo del que parte y reparte se queda con la mejor parte?

¿Porqué somos nosotros tan equivocadamente porfiados insistiendo en no querer responsabilizarnos directamente por nuestras resultas petroleras, solo para siempre terminar responsabilizando a otro echándole toda la culpa?

No amigos, seamos correctamente porfiados y logremos hacer de la próxima década la década donde al fin le damos un significado real a eso de que el petróleo es de los venezolanos. Y porfiemos en crear las condiciones que impidan para siempre el que se nos levante otra vez otro de esos porfiados autócratas petroleros. ¡Feliz año!

El Universal

diciembre 10, 2009

¡Intervenidos!

¿Bancos intervenidos? ¡Ja! Por cuanto el cacique de turno se queda con todas las resultas del petróleo el país ya se encuentra de facto intervenido y a los ciudadanos solo se nos permite jugar en el parque infantil.
¿Qué más evidencias necesitamos para saber que estamos intervenidos y manipulados que el oír a un banco publicitarse con una cuña que indica que a través de él sus clientes pueden comprobar su disponibilidad de cupos en Cadivi?
La semana pasada en "Lo denunciaré" escribía que el ínfimo precio de la gasolina en Venezuela, a cuenta de la inequitativa distribución de los recursos naturales que aquello produce, constituye una violación a los derechos humanos, lo que denunciaré ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos.
Muchos de los comentarios que recibí, concluían en que aun para el caso de lograr una sentencia condenatoria, eso no le importaría nada a quien últimamente ha lanzado como lema de Gobierno el "no me importa nada". A los que así me escribían les respondía lo siguiente:
Amigos, entiendo su preocupación pero, la denuncia que introduciré no solo va dirigida al cacique de turno sino también a la oposición, por cuanto una oposición que es incapaz de denunciar las profundas injusticias presentes en los cupos Cadivi o en el regalo de la gasolina, simplemente no tiene con qué poder ofrecerle una salida al país.
¿Dónde está la oposición que busca los votos de quienes no tienen ni siquiera con qué soñar con un carro o acceder a un cupo de Cadivi que no sea para revender? Esos votos que actualmente son del cacique, a cuenta de haberlos ganado a punta de muy buena labia, esos votos son los que más debería buscar captar la oposición.
Hay tantas quejas en el país sobre las distorsiones que puede producir los fondos pagados en unas misiones, pero la verdad es que la gasolina regalada y los cupos Cadivi son tanto peores, en el sentido que sus receptores se encuentran tan distorsionados que ni siquiera se dan cuenta de lo que les están entregando y algunos hasta llegan a considerar que es su derecho el recibirlos.
¿Recibir un cupo de Cadivi, recibir una gasolina regalada, recibir un pago de una misión… y así poder seguir en la quejadera de siempre… o recibir directamente nuestras resultas petroleras y decidir nosotros mismos qué hacer con ellas? Esa es la verdadera pregunta ¿Será que como pueblo somos demasiado cobardes para responsabilizarnos cada quien por su cuotaparte, por cuanto entonces no tendríamos a quien culpar?
¿Dónde está la oposición, la que de verdad busca transformarnos en un país mejor y no solo seguir en la misma pésima y vergonzosa guachafita de siempre? Soy todo oído.
¿Dónde está ese Alcalde que presenta un proyecto ciudad destinado a multiplicar por 10 y mejorar en 100% el transporte público así como reducir en 90% el uso del transporte privado? Cualquier alcalde con dos dedos de frente sabrá que aquello sólo es posible de no seguir regalándose la gasolina.
Hay quienes dicen que con mis llamados estoy haciendo un culto a la antipolítica. Todo lo contrario, quiero quitarles la chequera de las resultas petroleras a los políticos justamente para permitirle a los políticos dedicarse a la política. Actualmente se dedican solo a saborear el qué hacer el día que consigan ellos ponerle la mano a la chequera petrolera.
Posdata. La denuncia se está elaborando y agradezco las ofertas de cooperación que he recibido.
El Universal

diciembre 03, 2009

LO DENUNCIARÉ

Antes de las elecciones en Honduras el Frente Nacional de Resistencia pidió suspenderlas argumentando "un proceso electoral espurreo que violenta elementos consignados en la Carta Democrática Interamericana que forman parte del derecho interno de cada país suscrito y que establece en su artículo 4 componentes fundamentales como la transparencia en las actividades gubernamentales, la probidad y la responsabilidad de los gobiernos en la gestión pública". 
No soy abogado pero si aquello tiene base legal, mucho menos podríamos convocar elecciones en Venezuela, por cuanto si en algún país en nuestro continente no existe transparencia en las actividades gubernamentales, o probidad o responsabilidad del gobierno en su gestión pública, es justamente en Venezuela. 
En Venezuela, no obstante la inmensa inflación acumulada, hace más de 12 años que el precio de la gasolina no se aumenta y hoy se vende en unos 2 céntimos de dólar por litro, 8 el galón, algo así como una centésima de su precio en otros países. Además, los que pueden comprar vehículos son beneficiados con la entrega de dólares a tasa cambiaria preferencial. Con estas políticas públicas se puede estimar que los que no poseen vehículos le transfieren de manera involuntaria el 10% del PBI del país a quienes poseen vehículos. En otras palabras, se trata de un robo institucionalizado que atenta contra toda distribución equitativa del ingreso nacional e igualdad de oportunidades. Y ni hablar del crimen ambiental 
Argumentando que lo anterior constituye una violación de los derechos humanos, intentaré introducir una demanda contra el gobierno de Venezuela ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Se preguntarán qué tiene lo de la "distribución equitativa del ingreso nacional y la igualdad de oportunidades" que ver con los derechos humanos. ¡Mucho! 
Primero la Carta de la Organización de los Estados Americanos establece entre sus principios que "la eliminación de la pobreza crítica… constituye responsabilidad común y compartida de los Estados americanos. (Art: 3.f), e igualmente que han de "dedicar sus máximos esfuerzos a la consecución de… Distribución equitativa del ingreso nacional; (Art. 34.b). 
Luego la Convención Americana Sobre Derechos Humanos (1969) establece en su artículo 26 que "Los Estados partes se comprometen a… lograr progresivamente la plena efectividad de los derechos que se derivan de las normas económicas, sociales y sobre educación, ciencia y cultura, contenidas en la Carta de la OEA… en la medida de los recursos disponibles, por vía legislativa u otros medios apropiados". 
Y finalmente en el caso de los "Cesantes y Jubilados de la Contraloría vs. Perú" (2009) se ha sentado jurisprudencia cuando en la sentencia leemos que la CIDH "es competente para decidir si el Estado ha incurrido en una violación o incumplimiento de alguno de los derechos reconocidos en la Convención, inclusive en lo concerniente al artículo 26 de la misma". 
De nuevo, sin ser abogado, creo que hay posibilidades para obtener una sentencia condenatoria; y puede que la CIDH ni siquiera necesite visitar el país. No obstante aun para el caso que no se logre, habré cumplido con la responsabilidad de denunciar ante el mundo lo amoral que es "El Asocialismo del siglo XXI"; y el haber alertado a la oposición sobre el asunto. 
Posdata. Agradezco asesoría legal (gratuita) para la redacción de la denuncia.

Lo denunciaré

Antes de las elecciones en Honduras el Frente Nacional de Resistencia pidió suspenderlas argumentando "un proceso electoral espúreo que violenta elementos consignados en la Carta Democrática Interamericana que forman parte del derecho interno de cada país suscrito y que establece en su artículo 4 componentes fundamentales como la transparencia en las actividades gubernamentales, la probidad y la responsabilidad de los gobiernos en la gestión pública".

No soy abogado pero si aquello tiene base legal, mucho menos podríamos convocar elecciones en Venezuela, por cuanto si en algún país en nuestro continente no existe transparencia en las actividades gubernamentales, o probidad o responsabilidad del gobierno en su gestión pública, es justamente en Venezuela.

En Venezuela, no obstante la inmensa inflación acumulada, hace más de 12 años que el precio de la gasolina no se aumenta y hoy se vende en unos 2 céntimos de dólar por litro, 8 el galón, algo así como una centésima de su precio en otros países. Además, los que pueden comprar vehículos son beneficiados con la entrega de dólares a tasa cambiaria preferencial. Con estas políticas públicas se puede estimar que los que no poseen vehículos le transfieren de manera involuntaria el 10% del PBI del país a quienes poseen vehículos. En otras palabras, se trata de un robo institucionalizado que atenta contra toda distribución equitativa del ingreso nacional e igualdad de oportunidades. Y ni hablar del crimen ambiental

Argumentando que lo anterior constituye una violación de los derechos humanos, intentaré introducir una demanda contra el gobierno de Venezuela ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Se preguntarán qué tiene lo de la "distribución equitativa del ingreso nacional y la igualdad de oportunidades" que ver con los derechos humanos. ¡Mucho!

Primero la Carta de la Organización de los Estados Americanos establece entre sus principios que "la eliminación de la pobreza crítica… constituye responsabilidad común y compartida de los Estados americanos. (Art: 3.f), e igualmente que han de "dedicar sus máximos esfuerzos a la consecución de… Distribución equitativa del ingreso nacional; (Art. 34.b).

Luego la Convención Americana Sobre Derechos Humanos (1969) establece en su artículo 26 que "Los Estados partes se comprometen a… lograr progresivamente la plena efectividad de los derechos que se derivan de las normas económicas, sociales y sobre educación, ciencia y cultura, contenidas en la Carta de la OEA… en la medida de los recursos disponibles, por vía legislativa u otros medios apropiados".

Y finalmente en el caso de los "Cesantes y Jubilados de la Contraloría vs. Perú" (2009) se ha sentado jurisprudencia cuando en la sentencia leemos que la CIDH "es competente para decidir si el Estado ha incurrido en una violación o incumplimiento de alguno de los derechos reconocidos en la Convención, inclusive en lo concerniente al artículo 26 de la misma".

De nuevo, sin ser abogado, creo que hay posibilidades para obtener una sentencia condenatoria; y puede que la CIDH ni siquiera necesite visitar el país. No obstante aun para el caso que no se logre, habré cumplido con la responsabilidad de denunciar ante el mundo lo amoral que es "El Asocialismo del siglo XXI"; y el haber alertado a la oposición sobre el asunto.

Posdata. Agradezco asesoría legal (gratuita) para la redacción de la denuncia.

El Universal

noviembre 26, 2009

Que los jóvenes elijan los candidatos

Y unos jóvenes venezolanos volvieron a entrar a una huelga de hambre para con ello buscar presionar a algunos compatriotas nuestros para que liberen a otros compatriotas nuestros quienes no deberían estar presos en las cárceles de nuestra Venezuela. No tengo la menor idea si con ello lograrán algo, Dios quiera que sí, pero la verdad es que tenemos que agradecer el solo hecho que algunos estén tratando de hacer algo de lo que sienten es correcto. Son harto suficientes los tantos "para qué" que cada uno de nosotros acumula buscando justificar el no hacer algo por el solo hecho que ello no ha de producir resultados. Los "¿para qué?" son los grillos de nuestra mediocridad.

En Estados Unidos, hoy jueves, celebran su día de Acción de Gracias, lo cual solo sirve para restregarnos el que en Venezuela no exista el día del petróleo. Los ciudadanos no celebramos el día del petróleo por cuanto no queremos enfrentar la verdad que sin el petróleo, de ser como somos, seríamos unos pobres diablos; y los gobiernos tampoco celebran el día del petróleo, por cuanto lo último que les interesa es que la ciudadanía piense en el petróleo como algo valioso. Entre ciudadanos y gobiernos andamos echándonos el cuento de la "producción petrolera" a sabiendas que es pura extracción de un recurso no renovable puesto ahí por la Providencia.
Si sacamos la cuenta de cuántos barriles petroleros hemos por siempre liquidado en Venezuela, sin duda que las pérdidas que deberíamos registrar de ser una empresa nación, nos desnudaría a todos, accionistas y administradores, como pertenecientes a un mestizaje perfecto de ineptitudes y sinvergüenzuras. Hoy puede sostenerse que nosotros los mayores ya agotamos lo que podría considerarse como nuestra cuotaparte de las resultas petroleras… y eso lamentablemente incluye a los viejitos y las viejitas pobres que jamás le vieron algún queso a la tostada.
En tal sentido y observando los esfuerzos de la oposición para lograr la unidad, así como los esfuerzos del oficialismo por ocultar la unión que les impone su cacique, se me ocurrió que si bien es lógico que la futura dirigencia del país pueda y deba nutrirse de "viejos" experimentados, no es lógico que los "viejos" puedan elegirse entre ellos mismos como candidatos… por lo que propongo que sean solo los jóvenes entre 16 y 30 años quienes elijan quiénes deben ser los candidatos para el mañana… ya que ante nada son ellos quienes tendrán que calarse por más tiempo los fracasos o disfrutar de los éxitos.
Creo además que de ser los jóvenes quienes eligen los candidatos se obtendrá una lista de candidatos más amplia y más aceptable para un mayor número de venezolanos, que las listas de candidatos producto de los negociados entre "viejos". Además la inclusión de una sola manzana podrida puede echar a perder todas las demás y solo los jóvenes tienen la capacidad para analizar las manzanas de las más recientes cosechas.

Estoy seguro que estas líneas llenarán mi bandeja de correos con comentarios del tipo "Sr. Kurowski no se haga ilusiones con los jóvenes" y a todos repreguntaré ¿Y que sugieren? ¿Repetir las desilusiones? Creo que la única manera para nosotros "los viejos" poder mantener un interés y una ilusión en Venezuela es ver muy interesados e ilusionados a nuestros jóvenes en el futuro de Venezuela. ¿Qué rayos podemos perder dándole poder al futuro?

El Universal

noviembre 12, 2009

¡Soy un NO-NI!

Frederick Studemann un editor del Financial Times de Londres recientemente recordó en ese periódico los eventos de la caída del muro de Berlín hace 20 años de la siguiente manera: “La idea que todo cambiase y que la división de Alemania terminase parecía increíble. Los eternos optimistas, o los nacionalistas, podían haber albergado esas esperanzas; pero los inteligentes y sensatos aceptaban que lo mejor era conseguir una manera práctica para convivir con todo aquello. Esto es una de las más claras lecciones de 1989; no obstante todos sus conocimientos, las personas supuestas a saber más de todo aquello, los funcionarios, los académicos y los periodistas que opinan, pueden estar equivocados.” En otras palabras amigos, conclusión, no se desesperen, que la locura actual se acaba.

Pero Studemann luego escribe que muchos de la Alemania Oriental tuvieron que sufrir “el stress y la humillación de tener que adaptarse guiados por los engreídos y mediocres funcionarios que cual paracaidistas les envió Occidente… resultando en que un país que con entusiasmo abrazo el cambio hace dos décadas, hoy se encuentra más temeroso.” En otras palabras amigos, conclusión, no es suficiente acabar con la locura, hay que reemplazarla con algo bueno.

Y es por eso mismo que soy un NI-NI; desde tiempo atrás, como evidencia el que algunos de mis artículos al comenzar este desgobierno terminaban con la frase “Ni Habana, ni Miami… ¡CARACAS!”. En la semana, un amigo, me definió mejor como un NO-NI, dando un NO rotundo al oficialismo y un NI a la actual oposición.

Sin implicar un orden particular: Señores Pablo Pérez, Leopoldo López, Ismael García, Enrique Márquez, Henrique Capriles, Antonio Ledezma, Carlos Ocariz y demás opciones de liderazgo tanto conocidas como desconocidas, les garantizo que no tengo el menor problema de votar por cualquiera de ustedes, con entusiasmo, si es para gobernar a nuestra Venezuela con los recursos que los venezolanos les asignen, vía el pago de impuestos. Pero, igual les digo, con sinceridad, que no tengo la menor confianza en ninguno de ustedes para manejar adecuadamente la siembra de todas nuestras resultas petroleras… ¿entendidos?

No me mal interpreten, estoy seguro que ustedes lo harían mil veces mejor que el cacique de turno… ¿quién no?, solo que esas mil veces mejor, simplemente no me resultan suficientes, por cuanto sé que 27 millones de cuota partes de resultas petroleras administradas individualmente por los venezolanos, lograrían mejores resultados que los que puede producir cualquiera de ustedes administrando y sembrando todas las cuotas juntas.

Y aún para el caso que de pronto ocurriese el milagro de conseguir al inhumanamente perfecto, sabríamos que en la bajadita siempre nos esperaría el humanamente imperfecto para echarlo todo a perder… en nanosegundos.

Nuestra Venezuela no debemos buscarla donde la perdimos sino donde la queremos encontrar. Estoy seguro que ese sitio se encuentra donde nos hemos librado de nuestros jeques y las resultas petroleras han sido colocadas en el bolsillo particular de cada venezolano, así sea inicialmente sólo mediante la entrega de un recibo que diga: “Ciudadano, mediante la presente certificamos que hemos recibido de usted XXX dólares mensuales por concepto de sus resultas petroleras. Agradecemos su confianza y tiene usted todo el derecho de exigirnos los resultados correspondientes.”

El Universal

noviembre 05, 2009

¡La implosionadora!

Acabo de leer como uno de los diputadillos elegidos entre El Dedo y la abstención a la Asamblea Nacional, por enésima vez declara a nombre del oficialismo que "existe una conspiración constante contra Venezuela y su gobierno". Por enésima vez tiene la razón, pero igual, por enésima vez está equivocado cuando atribuye esa conspiración a unos agentes externos. Resulta claro que la principal fuente de conspiración contra el Gobierno reside en la total ineptitud de quienes lo representan.

Desde que se descubrió el petróleo y especialmente cuando los precios del petróleo son altos, el país ha sufrido mucho por el desequilibrio entre la poca capacidad de sus gobernantes y los inmensos recursos a su disposición. No obstante, lo observado en este gobierno, sobrepasa la barrera de lo imaginable. La Gran Conspiración de los Ineptos del Siglo XXI, sean estos fieles, corruptos, idiotas o una mezcla de lo anterior, de seguro que puede tumbar a cualquier gobierno, vía la implosión.

En estos días se celebra los 20 años de la caída de ese Muro de Berlín que se creía eterno. En el Washington Post, el 1 de noviembre, Mary Elise Sarotte publicó un interesante recuento del "Cómo se vino abajo: el pequeño accidente histórico que tumbó la historia"… tan de repente.

Según Sarotte, una simple respuesta equivocada que dio un funcionario a una pregunta formulada en una rueda de prensa con los medios internacionales sobre unas reformas de las regulaciones aplicables a las salidas del país, dio inicio a una serie de eventos que terminaron en que a las muy pocas horas una marea de personas cruzase la frontera marcada por el Muro de Berlín… y todo se acabase. Sin duda que lo anterior requirió también del agotamiento de la capacidad y la voluntad de resistir de los oficialistas.

Algo así como si uno de esos ministros ineptos anunciase que para tener derecho a luz, agua, empleos y otros hay que acudir a Miraflores y la gente entonces acuda tan masivamente que simplemente acaban con el Gobierno; por cuanto la falta de resultados tiene a los oficialistas tan cansados que han perdido cualquier voluntad de resistencia y solo les embarga el deseo el irse a casa a dormir para ver si logran despertarse de esta pesadilla.

Imagínense, a los diez años de un gobierno parlanchín y tras una bonanza petrolera desperdiciada y una economía interna agotada, ahora, Los ineptos del siglo XXI, deben producir resultados concretos en asuntos tan ordinarios como agua, electricidad, seguridad, cárceles, tráfico, viviendas, empleo y no sé qué tantas cosas más; siguiendo bajo las órdenes de un líder que demostradamente inepto en lo de gobernar, ahora, para colmo de males, se les está volviendo fastidioso en lo de hablar. "¡Uff! el solo pensarlo cansa".

¿Y qué haremos nosotros ese día próximo cuando el implosionado gobierno nos caiga en las manos? No estoy seguro. Para cuando lo del Muro de Berlín, Alemania Oriental tenía su Alemania Occidental pero nosotros como que solo nos tenemos a nosotros. Pero, qué se le hace, cuando se nos dice que hay que ir a Miraflores para tener luz, agua, empleo y lo demás, pues obedientemente hay que ir a Miraflores… y ahí veremos.

octubre 30, 2009

octubre 29, 2009

El oído y El Dedo

¿Dónde queremos que Venezuela resuelva sus diferencias? ¿En las calles o en unos debates civilizados y televisados entre parlamentarios?

Lamentablemente hay parlamentarios que se crecen solo en la crecida; y que actúan con fuerza solo cuando tienen la fuerza de su lado; y que argumentan con claridad de iluminado, creen ellos, solo cuando no hay quien les cuestione… y que por todo aquello son unos perfectamente inútiles para los debates que el país necesitará próximamente.

Así que, tantos los oficialistas como los oposicionistas venezolanos que buscan tener un país viable, llamémoslos los razonables, comparten un alto interés en asegurar no solo la calidad de quienes han de representar su propia posición pero también la calidad de los interlocutores del lado contrario, para no arriesgar la paz del país con los irascibles irrazonables. Ante el dilema de tener que elegir entre un irascible irrazonable del propio lado y un razonable del lado contrario, el bien del país tiene que ir por delante.

Es más las próximas elecciones parlamentarias no debería plantearse tanto como una elección entre oficialistas y oposicionistas, sino entre racionales e irracionales, por lo cual la verdadera mesa de unidad que desearía que existiese el país es aquella centrada en buscar consenso electoral entre los dispuestos a dialogar para evitar que los irascibles irracionales acaben con todos nosotros.

Cómo podemos lograrlo. Ustedes sabrán mejor, pero, si grupos legítimos, de lado y lado, ayudan a separar a los próximos candidatos parlamentarios entre quienes albergan un amor puro y verdadero a Venezuela y que serían valiosos para encontrarle una salida pacífica a los problemas del país, de quienes solo albergan un lascivo e interesado amor en Venezuela, y más bien podrían llevarnos por la senda de una guerra fratricida, estoy seguro que, el electorado, llegado el momento, sabrá elegir.

En tal sentido llegó el momento de no meter a todos los candidatos en el mismo saco. Los oficialistas tienen el deber de levantar sus voces con relación a que candidatos de la oposición les merecen más confianza y los de la oposición la obligación de oír tales voces. Es para poder oír a las voces ajenas que Dios les ha dado los oídos y no solo para escuchar a sus propias voces, como tantos oposicionistas (y oficialistas) parecen creer.

Ahora bien para el caso de los candidatos del oficialismo, quienes serán todos elegidos apuntados por el Dedo, lo importante es transmitirle a los oposicionistas qué señal los oposicionistas observan que el Dedo le está haciendo al país al seleccionar a cada uno de esos candidatos.

El Dedo acaba de señalar a la oposición como unos amargados. ¿Amargados? Amargados es poco, profundamente tristes y decepcionados también, razones les sobran, y no son solo los de la oposición sino la mayoría de los oficialistas también… pero ¿qué ha de saber un dedo sin ojos u oídos de ello?

El Universal

octubre 22, 2009

Recuperadora Inc.

En una conferencia sobre flujos de fondos ilícitos oí hablar de un grupo denominado "The Caux Round Table", "La Mesa Redonda de Caux" (una aldea Suiza) y que dice estar dedicado a fomentar "un capitalismo moral para un mundo mejor". Tal grupo anunciaba la "Iniciativa de Recuperación Global de Activos", GAIR por sus siglas en ingles; y mediante la cual pensaban rastrear y recuperar los activos que funcionarios públicos corruptos les hubieren robado a los países en vías de desarrollo. La iniciativa busca además darle herramientas a los ciudadanos para acometer procedimientos civiles para lograr la restitución de lo robado.

De inmediato me vino a la mente la posibilidad de ver a una empresa llamada Recuperadora Inc. próximamente listarse en la Bolsa de Nueva York y argumentar excelentes perspectivas de crecimiento y ganancias. De seguido me vino a la mente la imagen de una cantidad de inversionistas venezolanos aprovechando unos bonos de escape para hacerse de unos dólares y efectuar inversiones en un mercado sobre el cual poseen bastante información privilegiada.

Igual acabo de ver un excelente video titulado "Transacciones Tóxicas" y en el cual se describen los retos que enfrentan las empresas multinacionales como consecuencia de las leyes que en sus países criminalizan el soborno de los funcionarios públicos de otros gobiernos. Por cuanto hace como unos diez años había escrito sobre ese tema y desde entonces no le había visto mucho queso a la tostada, tenía la impresión que todo aquello era más bien una pantalla para hacernos creer que se estaba haciendo algo contra quienes sobornaban. ¡Qué va!

El video preparado por Trace, una asociación civil sin fines de lucro, muestra que la lucha contra la corrupción quizás vaya algo lento, pero va en serio. Ya se han impuesto grandes multas, como la reciente a la Siemens por más de 1.4 billones de dólares y ya hay varios ejecutivos sirviendo largas condenas de cárcel por haber sobornado a funcionarios de otros países.

Pero lo que más me impresionó del video era el observar que los procesos de investigación que efectúan las empresas grandes de aquellas empresas que podrían estar interesados en adquirir (el "due diligence") ya rutinariamente incluye un análisis sobre el riesgo que pueda existir que la empresa en cuestión haya estado involucrada en actos ilegales de esta naturaleza. De hecho, el video muestra un caso donde la compra de una empresa por parte de una gran multinacional fue abandonada, sólo por sospechas, y cuando la empresa finalmente fue vendida a otro postor, el precio resultó muy por debajo del inicialmente estimado.

La globalización y los avances en las comunicaciones desarrollan hoy tanto al mundo formal como a los submundos. Por cuanto se agotan los espacios para la convivencia, cada país debe tomar una decisión sobre a cuál de estos mundos quiere pertenecer.

Los corruptos deberán aceptar que corren mayores riesgos de perder sus fortunas malhabidas o que tales fortunas queden devaluadas al solo poder gastarla en los submundos... donde además están expuestos a mayores riesgos que se los roben.

Y a nosotros, los ciudadanos hartos de tanto descaro, no nos queda otra que ponernos pila en el uso de las nuevas herramientas disponibles y convertirnos en proveedores de información a las distintas Recuperadoras Inc.… y de hecho… ¿porqué no listar una de estas en la Bolsa de Caracas?

septiembre 24, 2009

La pita

En la semana observé con espanto como el jefe de Estado, el presidente, el que fue elegido para gobernar para todo el país, aupaba unos colegiales con un "vamos a darle una pita a los escuálidos ¡Aaauuuhhh!".Y no era una pita en contra de un enemigo externo del país sino en contra de algunos compatriotas que bien podrían ser las madres o los padres de esos mismos niños. ¿Habráse visto jamás tal acto de pedofilia política? Hay que ver cómo los gobernantes pierden toda la capacidad para razonar cuando se les entrega una repleta chequera petrolera.


La única lucha contra el autócrata petrolero de turno que tiene una verdadera justificación histórica para nuestra querida Venezuela, es aquella que busque garantizar que más nunca se deje acumular tanto poderío en manos de quien ejerce el Estado. El sólo pensar que salgamos de este petro-teniente para que dentro de una décadas, o siglos, pueda venir otro a repetir algo similar, así sea con más elegancia y refinamiento, me produce nauseas. Es más, ya me importa un bledo cortar ésta podrida maleza, si no la podemos sacar con todas las raíces.

Y, francamente, si la oposición no es capaz de dirigir esa lucha, necesitamos de otra oposición, ya. No dejemos el futuro de las generaciones de venezolanos por venir en manos de otros quítate-tú-para-ponerme yo. Y no lo digo por cuanto no vea entre los oposicionistas, de lado y lado, a personas capaces para liderar una verdadera lucha transformadora, las hay, lo que pasa es que, enceguecidos, sólo saben atacar la muleta, hoy roja, permitiendo así que los sinvergüenzas, domingo tras domingo, de nuestra muy venida a menos monumental de Venezuela, salgan cargados en hombros, por los míseros sumisos en que las resultas petroleras nos han convertido.

La única bandera política por la cual vale la pena pelear y alrededor de la cual podemos reunir a nuestra desunida nación es la de quitarle para siempre la chequera petrolera al gobierno de turno… para que nuestros gobiernos aprendan ser gobiernos normales que trabajan con los ingresos que sus ciudadanos les asignen y no con los ingresos que se apropian de los recursos naturales… para que los ciudadanos aprendan responsabilizarse por su cuota parte de las resultas petroleras y no se sienten a esperar más los frutos de unos árboles imaginarios.

Vamos entonces todos a darle una pita a todos los usurpadores de nuestras resultas petroleras… ¡Aaauuuhhh!

septiembre 17, 2009

El tiro por la culata

Cuando un autócrata se dedica a favorecer los suyos y a castigar a los que considera su oposición, corre un alto riesgo que el tiro le salga por la culata; por ejemplo con respecto a la educación de los hijos de los suyos y los no-suyos.

En un seminario sobre emigración en el Banco Mundial se presentó un estudio de Satish Chand y Michael Clemens "Emigración y creación de capacidades: Un cuasi-experimento", septiembre 2008, Center for Global Development; en el cual se investiga las consecuencias de unas políticas de abierta discriminación en las Islas Fiji a favor de los originarios nativos-fijianos y en contra de los indios-fijianos, originarios estos últimos del Sur de Asia, de donde habían emigrado entre 1879 y 1917. Ambos grupos eran, para ese entonces, igual de grandes.

De la investigación se desprende que cuando en 1987 se iniciaron las discriminaciones la proporción de los indios-fijianos que cursaban estudios superiores y la cual anteriormente era muy parecida a la de los nativos-fijianos, se elevó, muy considerablemente. Como explicación se ofrece la mayor propensión a emigrar por parte de los indios-fijianos que resultó de la discriminación y las políticas de inmigración en países "cercanos" como Australia y Nueva Zelanda que favorecen a quienes tienen una mejor educación.

En otras palabras, los que eran discriminados negativamente estudiaron más por cuanto los incentivos para fajarse se elevaron, el valor marginal de la educación subió, mientras que los favorecidos más bien iniciaron un retroceso, hundiéndose en el barro de la mediocridad, por cuanto, para ellos, temporalmente, otros factores adquirieron más importancia para progresar, o sea, el valor marginal de la educación bajó. ¿Les suena familiar?

Otro estudio que impacta es el de Chang-Tai Hsieh, Edward Miguel, Daniel Ortega y Francisco Rodríguez titulado "El precio de la oposición política: Evidencia de la Venezuela del Maisanta", abril 2009, del Center for International and Development Economics Research. En dicha investigación se analiza la merma en los ingresos de quienes en el 2004, en Venezuela, firmaron para remover al petro-autócrata de turno y que como consecuencia de ello sufrieron represalias. Igualmente se calcula la merma en el Factor Productivo Total del país por el no permitir que las posiciones de trabajo fuesen ocupadas independientemente del color político.

Los coeficientes de correlación obtenidos en dicha investigación representan una evidencia científica sobre la violación de derechos humanos en Venezuela y que podría tener hasta mayor peso en las cortes internacionales que las declaraciones de cientos de sus víctimas.

Ahora esperamos una investigación sobre el efecto de la lista Maisanta en la educación. Sus resultados podrán servir de consuelo, por cuanto al orgullo que deben sentir los hijos sobre la posición no sumisa de sus padres, deban sumarle cierto agradecimiento por ese empujón que puede haberlos propulsado a un nivel superior al que hubieren alcanzado sin todo aquello, no solo en el exterior, sino también, en un futuro, en Venezuela, Dios así lo quiera. Y, "los suyos", de tener alguna vergüenza, tendrían que bajar la mirada, al contemplar cómo sus hijos no alcanzaron el nivel que podrían haber alcanzado, por el ejemplo de sumisión que ellos sus padres les dieron.

Por cierto, les cuento que los resultados del estudio en Fiji se dieron aun cuando a la población joven de los nativos-fijianos se le otorga una inmensa cantidad de becas y facilidades para los estudios mientras que les eran negadas a los indios-fijianos.

Investigación Fiji, Investigación Maisanta

El Universal

septiembre 10, 2009

Reuniendo los desunidos

En un estupendo articulo de 1893 "Tiempos revueltos en Austria" el gran escritor americano Mark Twain buscaba explicar cómo sobrevivía el sistema de gobierno Austro-Húngaro que según el señor Forrest Morgan gobernaba con mucha estabilidad una colcha de retazos de naciones con historias, razas, lenguas y culturas muy distintas; y las cuales consideraban a las otras naciones tan extranjeras como si no hubiese un gobierno común.

Escribía Mark Twain que casi a diario le explicaban que una revolución no tendría éxito aquí: "No podría, usted entiende. En términos todas las naciones en el imperio odian al gobierno, pero también se odian los unos a los otros, con dedicada y entusiasta amargura; no hay dos que puedan combinar; la nación que se subleve tiene que sublevarse sola; entonces los demás con alegría se unirían al gobierno en contra de ella; y solo tendría la posibilidad de una mosca contra una combinación de arañas. Este gobierno es totalmente independiente. Puede ir por su propio camino y hacer lo que le plazca; no tiene nada de qué temer.

En países como Inglaterra y América, donde existe una sola lengua y los intereses comunes son públicos, el gobierno debe considerar la opinión pública; pero en Austria-Hungría existen diecinueve opiniones públicas distintas -una por cada Estado. No -dos o tres por cada Estado, por cuanto hay dos o tres nacionalidades en cada una. Un gobierno no puede satisfacer todas estas opiniones públicas; solo puede hacer como si trata. Este gobierno hace aquello, busca causar la impresión que trata; y no tiene éxito; pero eso no le preocupa mucho al gobierno".

Eso parece confirmar y justificar la prevalente fe austriaca en que en esta confusión de elementos no relacionados e irreconciliables, esta condición de incurable desunión, hay fuerza… para el gobierno".

¡Ajá! ¿Desunir para gobernar? Esa estrategia como que se nos hace algo familiar en un país donde el monarca que casi se cree Habsburgo divide hasta los suyos para mejor seguridad suya. ¿Y cómo se hace para salirnos de éstas, de manera pacífica y no sarayeviana? Comprendiendo que los votos del lado contrario son más importantes que los votos del lado propio.

Si yo estuviese en una mesa coordinadora, del lado que sea, no perdería un segundo, ni gastaría un bolívar en encuestas sobre quién le gusta más a los supuestamente míos, sino que me dedico de lleno al estudio de quién entre los supuestamente míos causa el menor rechazo entre los supuestamente contrarios y quiénes entre los del supuestamente contrario le causan el menor rechazo a los supuestamente míos. Y alrededor de éstos, los menos horribles, construyo mis opciones. Repito tanto sobre las suposiciones, por cuanto, quién sabe, de repente, entre tanta división, se descubre una gran unión y que la mayoría somos los mismos con un solo objetivo básico.

Así que amigos, aun cuando la fortaleza de un monarca autócrata petrolero pueda estar en la desunión, no olvidemos que la fortaleza de una nación está en la unión.

El Universal

agosto 27, 2009

Por una Constitución Global

Si a Manuel Zelaya le hubieren hecho en Honduras un juicio político tipo Cuba y lo hubieren metido en una cárcel tipo Cuba, en lugar de mandarlo en pijamas a casa de un premio Nobel de la paz… ¿Entonces todo estaría bien?

Y entre una Constitución como la de Honduras que garantiza que nadie ejerza el poder más de cuatro años o un Egipto donde Mubarak ya va por los 28 años… ¿Debemos tener una opinión sobre cual sistema es mejor?

Y si en un país la exposición de motivos de su constitución dice que "Contrario a los hábitos del clientelismo político el deber de un funcionario público es servir al Estado, y por ende, al ciudadano y no a parcialidad alguna"… ¿Qué se hace si un 51% de la ciudadanía tiene un interés en que eso se incumpla?

Y si en un país notoriamente dividido la Asamblea tiene 167 electos de las filas del gobierno y cero por la oposición… ¿No es esa Asamblea ilegítima, por muy bien que se explique lo anterior?

Y si un país tiene un espacio ambiental tan importante para todos como lo es la selva Amazónica y quiere sembrar soya en ella… ¿Puede el mundo decirle que no, sin obligarse a pagarle algunos de sus costos de oportunidad?

Y si un Mugabe se vuelve loco y lanza a su pueblo de Zimbabue por un despeñadero… ¿Está Mugabe ejerciendo su soberano derecho y debe el mundo permanecer callado?

Y si en un país el Gobierno censura y silencia los medios de comunicación que no domina… ¿Está el Gobierno ejerciendo su soberano derecho y debe el mundo debe permanecer callado?

Y si en un país los medios de comunicación son capturados por unos genios en la explotación del imaginario colectivo, privados… ¿Tienen éstos el derecho de hacer lo que se les antoja con ese poder?

Y si los trabajadores emigrantes en el mundo representan hoy una economía de tamaño entre India y China… ¿No deberían tener representación en las Naciones Unidas y el Banco Mundial?

Y si todos los de mayor iniciativa se van a otros países a trabajar… ¿Debería entonces su país de origen tener gobierno, o le bastaría con un conserje?

Y si en un país un 51% decide aprovecharse de los más débiles repartiéndose gratuitamente la gasolina entre solo ellos… ¿Está éste 51% en su soberano derecho y debe el mundo permanecer callado?

Y si un Estado se apropia de las resultas petroleras y jamás las suelta y las malgasta vez tras vez ¿Está el gobierno en su soberano derecho de seguir haciéndolo y debe el mundo permanecer callado?

Y si unos reguladores financieros deciden que para un banco prestarle a un ciudadano necesita de un 8 por ciento de capital mientras que de prestarle ese dinero al gobierno, para que los burócratas o el cacique de turno hagan lo que se les ocurra, el banco no necesita capital alguno… ¿Estarán los reguladores abusando de sus poderes?

Las preguntas anteriores ilustran la falta de una Constitución Global que nos permita a nosotros los ciudadanos, a nosotros los indígenas de la tierra, navegar mejor nuestras surrealistas realidades. La Constitución no se redacta para defender al Estado, se redacta para defender al ciudadano del Estado… por lo que no podemos permitir que el Sindicato Mundial de Estados las use en nuestra contra.

(Primer psst: ¿Y qué diría Ali Primera de oír a su Tin Marín con el "golpear bien fuerte a quien desde siempre, golpea y golpea nos golpea"… usado para arengar una Guardia Nacional?)

(Segundo psst: Chomsky define a los Estados Fallidos como aquellos que no logran proteger a sus ciudadanos de la violencia, que se consideran a sí mismos fuera del alcance de las leyes domésticas e internacionales y que sufren un déficit democrático y lo que implica que cumplen con algunas de las formalidades de la democracia pero no con la sustancia. ¿El petro-teniente de turno se habrá leído a Chomsky?)

El Universal

agosto 06, 2009

Necesitamos de Ghandis criollos con cascos azules

Ghandi objetaba la violencia diciendo que aún cuando parecía traer algo bueno, ese bueno era solo temporal, mientras que lo malo que producía era permanente… pero igualmente Ghandi decía que era mejor ser violento, si existía violencia en nuestros corazones, que arroparnos con el manto de la no violencia, sólo para tapar nuestra impotencia.

Desde antes de ayer necesitamos que se constituya un gran batallón de contrarios a la violencia integrado por ciudadanos de todas las corrientes políticas y cuyo único objetivo sea el de ayudar a Venezuela lograr unas elecciones pacíficas, de un nuevo presidente, de una Asamblea legítima y de una Corte Suprema independiente, en el plazo más corto posible, para el caso de que la situación por la que atraviesa Venezuela a causa de unos complejos resentimientos, degenere en un estallido de violencia que amenace ensangrentar aún más a nuestra nación.

Cuando los odios se han desbordado no es una cuestión sencilla promover una paz antes que suficientemente demasiada sangre haya llegado al río, por lo que ese batallón tiene que prepararse muy bien. Entre las tantas preguntas a las cuales debe buscar respuesta se me ocurren las siguientes:

¿Cómo establecer los debidos canales de comunicación que permita la voz de la paz y la sensatez oírse sobre la bulla y los gritos de la violencia? ¿Cómo prepararse para no perder siquiera un segundo buscando establecer credibilidad cuando cada segundo puede significar un compatriota muerto? ¿Cómo evitar que quienes persigan otras agendas saboteen los esfuerzos de paz? ¿Cuántos castigos son necesarios para satisfacer la necesidad que tiene la sociedad que los actos indebidos no terminen impunes pero sin que tales castigos se transformen en una venganza desbordada que solo atenta contra la aún más necesaria reconciliación? ¿Cómo asegurar darle la debida representación al lado contrario a sabiendas que el lado contrario, en caso similar, no le daría voz alguna a quien considerase su enemigo?

Igualmente, en paralelo, necesitamos de otro batallón de ciudadanos venezolanos trabajando en una propuesta de futuro para el país y que, por lo menos dentro de una perspectiva histórica, tenga la posibilidad de compensar, en algo, los sufrimientos y sacrificios que se ha colocado sobre millones de hombros venezolanos durante unas cuantas décadas. Para ello, en lo que sí estoy claro, es que con quitar el actual para simplemente colocar otro de la tribu quítate-tú-para-ponerme-yo simplemente no resultaría suficiente… más bien sería como echarle sal a la herida.

Como país petrolero, los ciudadanos antes que nada tenemos el reto de asegurarnos que nuestros gobiernos sean gobiernos que trabajan para nosotros todos y que no sean sólo las oficinas del magnate petrolero de turno que trabaja por sus propios intereses y los de sus neo-mantuanos de turno. Y si no logramos aprender eso de nuestras recientemente desperdiciadas bonanzas petroleras, generadoras ellas de nuestra actual realidad social asocial, nuestras posibilidades de ser una nación vibrante y brillante son nulas.

Tengo mis tres hijas trabajando y estudiando en el exterior lo cual me da una tranquilidad que reconozco que muchos de ustedes puedan envidiar. A la recurrente pregunta de mis hijas "¿Papá, cuándo crees que estén dadas las condiciones para regresar con normalidad a nuestro querido país?" siempre les respondo:

"Hijas, cuando en nuestro país el petróleo u cualquier otra clase de monopolio no le otorgue tanto poder a un Estado o a un grupo reducido de ciudadanos como para que ellos puedan sentirse sabiondos y ustedes no puedan sentirse plenamente libres; y cuando nuestros compatriotas hayan decidido que es mejor querer y respetarse todos que dividirse en toletes para vivir de una Misión Odio, ese día regresaremos. Ni un segundo antes, ni un segundo después, puesto que aún cuando Venezuela sea un país fabuloso, es sólo cuando esas condiciones se cumplan que Venezuela puede ser de verdad una nación querible"

P.S. Sobre el cierre de las estaciones de radio permítame decirle a los responsables que aquello es simplemente asqueroso y que no tienen manera de explicarlo… simplemente han excrementado sobre Venezuela y están echando al pipote de basura lo que Bolívar logró. ¿De qué rayos sirve la independencia de un país si no es para tener libertad? ¡Vuelvan caras! ¡Quitémosles la chequera petrolera!

http://opinion.eluniversal.com/2009/08/06/opi_art_necesitamos-de-ghand_06A2591367.shtml

agosto 02, 2009

¡Así es que se gobierna!

Al ciudadano que llena el tanque de gasolina el Socialismo Siglo XXI le regala 50 dólares líquidos. ¡Así es que se gobierna!

Al ciudadano que adquiere algo importado el Socialismo Siglo XXI le regala la mitad del costo. ¡Así es que se gobierna!

Al ciudadano que turistea en Paris el Socialismo Siglo XXI le subsidia más del 60% del costo ¡Así es que se gobierna!

Al extranjero con dificultades el Socialismo Siglo XXI le recompra su inversión a buen precio. ¡Así es que se gobierna!

Al ciudadano que opina distinto el Socialismo Siglo XXI le quita el megáfono. ¡Así es que se gobierna!

Otros ejemplos? ¿Tienen otros ejemplos? Envíemelos a perkurowski@gmail.com

julio 30, 2009

El legado de un peinado ridículo

Kim Jong-il, el Único de turno en Corea del Norte o "El Sol del Siglo XXI" como es más conocido entre sus devotos sin derecho a voto, es un hombre verdaderamente único. Según publicaciones de la prensa en Corea del Norte, oficial y amiga toda, Kim Jong-il es un hombre del renacimiento, que ha volado aviones de combate, escrito operas y logrado 11 hoyos en uno, la primera vez que jugó golf.

Por supuesto un hombre así tiene enmudecido de asombro a su nación, como debe ser, y el coro de las Fuerzas Armadas de Corea del Norte agradecido le canta "No hay madre-patria sin ti". No obstante tantas maravillas tienen su costo. Por cuanto nadie quiere o puede objetarle nada a Kim Jong-il, éste ser maravilloso, en lugar de dejar un legado lleno de sabidurías y proezas, corre el riesgo de terminar siendo sólo recordado como el hombre del peinado ridículo.

Lo anterior es uno de los riesgos de no tener unos medios de comunicación libres y por lo cual todos los únicos, quizás deberían pensarlo dos veces antes de imponerle su orden único al desorden.

Somos muchos los que lamentamos la manera de comportarse de los medios de hoy, tanto en Venezuela como en el mundo, pero a poco se nos ocurriría ponerle frenos o censura a los medios, más allá de los que les impone la sociedad y las audiencias. Una de las razones, por ello es que no sabemos exactamente cuándo la sociedad es el resultado de los medios y cuándo los medios son el resultado de la sociedad. Ante tal duda, es siempre preferible trabajar en mejorar la sociedad, en lugar de caerle a palos a sus reflejos.

Ahora bien no es sólo la posibilidad de un legado profundamente injusto que debe considerar un único, donde quiera que esté de turno; también debe preguntarse si están dadas las condiciones para que obtenga las informaciones mínimas necesarias para poder seguir siendo El Único. Dado que la fuente natural de información para un único es, como único al fin, ante nada él mismo, tanto él como sus súbditos corren el riesgo de desprenderse tanto de lo que pasa en la tierra, que se pueden perder en el espacio.

Lo anterior es de aún mayor importancia para un único que ande algo falta de cualidades de único, cuando se encuentra rodeado por interesados de oficio, o está bajo la influencias de otro único con ínfulas de súper-único. Por ejemplo, estoy seguro que ese único errante único de Centroamérica y que parecería anda dando tumbos viendo como llena la planilla de declaración de aduana para lograr ingresar en su país, sin que lo pongan preso, debe estar dándose golpes contra la pared preguntándose "¿quién me manda hacerle caso sólo al extremismo del sur cuando por cable podría también haber oído al globovisado y así haberme promediado algo más razonable; lo que me hubiese permitido terminar gozando en plenitud mi único turno de único?

Ahora bien si un único se siente acomplejado y no aguanta la luz y lo único que desea es cerrarse los ojos para poder aguantarse a sí mismo, pues entonces el cierre de centenas de radios y televisoras sí puede ser una alternativa… ahora bien, en tal caso, ese único debe estar muy consciente que, ante las alternativas, corre el riesgo de terminar hasta rogando para que un peinado ridículo sea su único legado.


No hay madre-patria sin ti.
Tu alejasteis las peores tormentas, tu nos hicisteis creer, Camarada Kim Jong-il
Nosotros no podemos vivir sin ti, nuestro país no puede existir sin ti.
Nuestro futuro y esperanzas dependen de ti, el destino del Pueblo depende de ti, Camarada Kim Jong-il
Nosotros no podemos vivir sin ti, nuestro país no puede existir sin ti.
Aun cuando el mundo cambie cientos de veces, el Pueblo cree en ti, Camarada Kim Jong-il
Nosotros no podemos vivir sin ti, nuestro país no puede existir sin ti.
Tu nos distes fe Camarada Kim Jong-il, nuestra madre-patria no puede existir sin ti.

julio 16, 2009

Los hondureños sombra

Esta semana participé en una conferencia internacional en el Banco Mundial sobre el tema "La Diáspora y el Desarrollo" y en la cual se presentaron estimaciones recientes sobre las remesas de los trabajadores emigrantes.

Para el caso de Honduras, las remesas representan un 25% del PIB de Honduras. Si suponemos que esas remesas significan el 20% de los ingresos de los emigrantes obtenemos que estos trabajadores produjeron, en el exterior, un 125% (25%÷20%) del PIB de Honduras. Tales ingresos de 125% del PIB, dividido por el PIB de Honduras neto de remesas, o sea 75%, nos permite decir que la economía de la "nación" hondureña produjo fuera de Honduras casi 1.7 veces lo que produjo dentro del "país" Honduras. En fin, es su diáspora la que carga a Honduras sobre sus hombros y sin las remesas el ya pobre país Honduras sería una miserablemente pobre Honduras… por muchas albas que existan.

Y aún así a nadie se le ocurrió preguntarle a la diáspora hondureña sobre lo que piensan sobre lo que estaba y está ocurriendo en Honduras, antes de hacer lo que cada quien quería o quiere hacer. Lo anterior indica con toda claridad que estos tan sacrificados trabajadores, que son tan rápidamente olvidados por sus gobiernos cuando se van, excepto cuando se olvidan de enviar su remesa, sin ser holgadamente bien recibidos por sus nuevos anfitriones, simplemente no tienen la representación política que se merecen.

Para la mayoría de las diásporas uno de sus principales objetivos es, o por lo menos debería serlo, el ayudar eliminar las causas por las que tuvieron que emigrar. Para lograrlo, por vías democráticas, las diásporas deberían como mínimo tener una importante representación en los congresos de sus respectivos países. ¿Cómo lograrlo? Creo que paralizar todas las remesas por una sola semana con el slogan "Sin representación no hay remesas", por lo menos iniciaría un debate.

Como la diáspora mundial, en términos de tamaño económico, representa algo entre la India y China igualmente podría argumentarse que ella debería tener una representación directa en las Naciones Unidas y en el Banco Mundial. Dado que sólo pedacitos individuales de la tierra están representados en dichos organismos, pero no el mundo como tal, el darle representación a los trabajadores emigrantes le brindaría a estos entes multilaterales una perspectiva más global. Para el caso del Banco Mundial llevo un tiempo promoviendo la idea que Europa le alquile a los trabajadores emigrantes, por un dólar al año, una de las seis y a veces hasta siete sillas que de las 24 que existen hoy ocupan en la Junta Directiva Ejecutiva del Banco.

Por supuesto, en el caso de Honduras, de poco le hubiese servido al "Departamento Diáspora" tener una representación en el Congreso ya que, por lo menos la OEA ni siquiera se tomó las pocas horas que se necesitaban para consultar con los otros poderes democráticos del país, el Congreso y la Corte Suprema de Justicia, antes de aplicar lo que ellos llaman la Carta Democrática pero que más bien parece ser la Carta Presidencial.

En el caso de Venezuela, mientras cualquier Gran Hacendado que esté de turno tenga el control de una chequera petrolera bien alimentada por supuesto que nadie importa, ni el Congreso, ni la Corte Suprema de Justicia, ni las gobernaciones, ni las alcaldías, ni mucho menos aún, esa diáspora que es diáspora ante nada por rehusar arrodillarse ante un Gran Hacendado cuyas cualidades como Gran Hacendando les parece que deja mucho que desear.

Diásporas del mundo, elijan una semana del año, una solita, en la cual todos ustedes se comprometen a no efectuar ni una sola remesa, a ver si así comienzan a darse cuenta que ustedes merecen ser mucho más que ciudadanos sombra. Diásporas de Venezuela trabajen por quitarle la chequera petrolera al Gran Hacendado.

El Universal

julio 09, 2009

OEA es la patronal de los presidentes

Hace dos semanas pensé que el Artículo de la Constitución de Honduras que dice “La calidad de ciudadano se pierde: Por incitar, promover o apoyar el continuismo o la reelección del Presidente de la República;…” era bastante exagerado. De allá para acá, por cada día que pasa, me suena menos exagerado y más necesario. Los cuatro años de duración máxima para un presidente en Honduras va que chuta, ya nuestro Gran Hacendado de turno lleva más de dos veces y medio ese tiempo buscando que todos le demos un gran golpe a nuestro país. Igual como día a día me suena más indispensable el quitarle la chequera de las resultas petroleras a nuestros petro-autócratas.

El caso Hondura ha desnudado totalmente a la OEA como una simple organización patronal de los poderes ejecutivos en el hemisferio. Si al final la OEA desea tomar lado por uno de los suyos está en su plena libertad, pero lo mínimo que se debería esperar de ella es que el debido proceso para formular una condena, incluya el oír a los demás soberanos poderes de un país, antes de lanzarse de lleno a invadir la soberanía de un país, así como asignarle igual importancia a las quejas que los otros poderes planteen, aun cuando éstas sean en contra uno de sus mimados.

De no rectificarse esta situación nuestros Congresos, nuestras Cortes Supremas, nuestras Alcaldías, poderes que en algunos países ya parecen estar en vías de extinción, necesitan urgentemente constituir sus propias OEAs para defenderse; ahora hasta de la patronal del ejecutivo. Y ni hablar de nosotros los ciudadanos, los verdaderamente pintados en la pared.

Me ha sorprendido el silencio de los demás poderes. De haber sido un asambleísta en cualquier país estaría furioso por la manera como se ignoro la opinión del Congreso de Honduras. De haber sido un Juez en una Corte Suprema en cualquier país estaría furioso por el trato ligero otorgado a un fallo de la Corte en Honduras.

Y no es que no quiera que la OEA actúe con firmeza. ¿Imagínense una OEA callada ante una Zimbabue o una Corea del Norte en nuestro hemisferio? ¿Pero todo ese apuro y agite solo por cuanto unos militares aparentemente pifiaron y entregaron a Zelaya sano y salvo en pijamas en Costa Rica, en manos de Oscar Arias, un Premio Nobel de Paz, en lugar de esperar una orden detención y colocarlo en un calabozo, en circunstancias nerviosas? No se ustedes pero lo que soy yo, si algún día me encontrase en una situación similar a la de Zelaya, creo que me pondría de rodillas ante los militares rogándoles "porfa, un golpecito hondureño".

Y hablando de Oscar Arias me gustó cuando él, como presidente del Sistema de Integración de Centro América, SICA, en tono firme dejó claro ante todos que todo esto pasaba por tener militares, razón por la cual Costa Rica desde hace 60 años no tenían militares y su democracia seguía en pleno vigor. Hasta a Zelaya se le salió un "de acuerdo". Gracias a ello, por primera vez en mucho tiempo, se logro ver a nuestro Gran Hacendado de turno vestir ropas civiles frente los militares. Pero igual me quedó claro que, comparados con algunos otros, por ejemplo los nuestros, los militares de Honduras están actuando con mucho más respeto a la institucionalidad.

Hace dos semanas pensé que el Artículo de la Constitución de Honduras que dice "La calidad de ciudadano se pierde: Por incitar, promover o apoyar el continuismo o la reelección del Presidente de la República;…", era bastante exagerado. De allá para acá, por cada día que pasa, me suena menos exagerado y más necesario. Los cuatro años de duración máxima para un presidente en Honduras va que chuta, ya nuestro Gran Hacendado de turno lleva más de dos veces y medio ese tiempo buscando que todos le demos un gran golpe a nuestro país. Igual como día a día me suena más indispensable el quitarle la chequera de las resultas petroleras a nuestros petroautócratas.

El Universal
Noticiero Digital

julio 02, 2009

Cuba-Honduras y la hipocresía del Gobierno de España.

Mi penúltimo artículo, en El Universal de Caracas, “Playas de Cuba” versaba sobre el cómo se había logrado aislar la mísera realidad en un folleto donde una cadena hotelera española promocionaba sus 24 lujosos hoteles en Cuba así como sobre lo que un cubano común empobrecido podría sentir al ver aquello.

Mi último artículo, igualmente en El Universal, “Dos rollos en Honduras” citaba un contenido muy extraño de la constitución de Honduras, que “La calidad de ciudadano se pierde por incitar, promover o apoyar el continuismo o la reelección del Presidente de la República”. Aquello nos indicaba que lo de la reelección de presidente” pudiese ser algo existencial en Honduras, por lo que quizás debemos informarnos mejor antes de opinar sobre los recientes acontecimientos.

Hoy me doy cuenta que esos dos artículos terminaron siendo uno solo, unidos por la hipocresía del Gobierno de España que con tanta vehemencia protesta lo de Honduras al mismo tiempo que ignora el total desentendimiento con que sus ciudadanos van a turistear a Cuba. A la hora de la verdad, así debamos protestar lo ocurrido en Honduras, por lo menos en ese país habrá elecciones en Noviembre y lo cual hace de él un paraíso democrático al compararse con la actual transición monárquica en Cuba.

Por cierto lo sucedido esta semana definitivamente ha desnudado a la OEA como siendo solo una vulgar organización patronal de los presidentes y de los poderes ejecutivos ya que ahí estos acuden y presentan cualquier reclamo, y se les cree sin importar para nada los demás poderes tales como congresos, cortes supremas de justicia y mucho menos los ciudadanos… pero eso será tópico de otro artículo.

junio 30, 2009

Dos rollos en Honduras

La Constitución de Honduras establece:

Art 42.- La calidad de ciudadano se pierde: 5. Por incitar, promover o apoyar el continuismo o la reelección del Presidente de la República;…

Art 205.- Corresponden al Congreso Nacional las atribuciones siguientes:

12. Recibir la promesa constitucional al Presidente… concederles licencia y admitirles o no su renuncia y llenar las vacantes en caso de falta absoluta de alguno de ellos;

15. Declarar si ha lugar o no a formación de causa contra el Presidente...

23. Decretar la restricción o suspensión de derechos de conformidad con lo prescrito en la Constitución y ratificar, modificar o improbar la restricción o suspensión que hubiere dictado el Poder Ejecutivo de acuerdo con la Ley;

Art 237.- El período presidencial será de cuatro años y empezará el veintisiete de enero siguiente a la fecha en que se realizó la elección.

Art 239.- El ciudadano que haya desempeñado la titularidad del Poder Ejecutivo no podrá ser Presidente o Designado. El que quebrante esta disposición o proponga su reforma, así como aquellos que lo apoyen directa o indirectamente, cesarán de inmediato en el desempeño de sus respectivos cargos, y quedarán inhabilitados por diez años para el ejercicio de toda función pública.

Art 322.- Todo funcionario público al tomar posesión de su cargo prestará la siguiente promesa de ley: "Prometo ser fiel a la República, cumplir y hacer cumplir la Constitución y las leyes”.

Art 374.- No podrán reformarse, en ningún caso … los artículos constitucionales que se refieren al período presidencial, a la prohibición para ser nuevamente Presidente de la República, el ciudadano que lo haya desempeñado bajo cualquier título y el referente a quienes no pueden ser Presidentes de la República por el período subsiguiente.

No soy abogado constitucionalista pero sin duda que lo de la reelección presidencial conforma un rollo casi existencial en mi querida Honduras y de cuyo origen histórico poco conozco. Ahora bien, y en vista de ese rollo, no pueden caber muchas dudas que el otro rollo, el actual, también lo ayudo armar Manuel Zelaya y sus amigos. Dios quiera que lo sepan resolver en paz.

junio 25, 2009

Playas de Cuba

Cuando observamos una comparación entre los que no tienen nada y los que se ahogan en la abundancia, el ser humano, en su mayoría, por obra y gracias de Dios, tiende a sentirse mal ante la aparente falta de justicia… sin importarle las explicaciones, por válidas que estas sean.

Recientemente en una conferencia en Washington sobre Cuba, en este caso promocionada por quienes quieren levantar las sanciones de Estados Unidos contra Cuba, los organizadores del evento, por alguna extraña razón que no me incumbe, quizás la de demostrar las oportunidades de negocio que las empresas americanas se pierden, habían incluido entre el material informativo un lujoso folleto mediante el cual una afamada cadena hotelera española ofrecía sus 24 hoteles tipo spa todo incluido ubicados en bellas playas de Cuba.

En tal folleto, la cadena hotelera, cuidándose en salud, no incluía absolutamente nada que permitiese establecer una comparación entre lujo y pobreza en Cuba. Ilustrando todos esos exquisitos lujos comunes a ese tipo de experiencias-únicas, con la excepción de una sola foto, la de un músico añejo que en un carro igual cruzaba por el antiguo Malecón, el folleto pudiese haber descrito los hoteles en otro planeta. No obstante no pude evitar que me embargara una gran tristeza pensando en todo ese aprisionado peón cubano y que por simples ocurrencias de un Gran Hacendado autócrata nunca tuvo el chance de libremente vivir la ventana de oportunidad que le ofrecía su efímera vida aquí en la Tierra.

Leyendo el folleto muchas cosas más se me pasaron por la cabeza, de seguro varias de ellas facilitadas por mi desconocimiento de Cuba.

¿Y por qué el Gran Hacendado de nuestro país no llama al Gran Hacendado de Cuba, con quien comparte tantas ganas de entrometerse y le sugiere expropiar esos hoteles? ¿Acaso no son esas playas maravillosas recursos naturales tan valiosos como cualquier otro? Por supuesto que esos hoteles no son un Guantánamo o por lo menos sus respectivas gerencias no persiguen los mismos objetivos pero, si yo fuese un comunista pragmático, qué preferiría… ¿Que me devuelvan Guantánamo o agarrarme para mi hacienda los hoteles donde deleitan a extranjeros con langostas, guantanameras y sus cuando salí de Cuba?

¿Y por qué los Grandes Hacendados prefieren hacer negocio con los que presumen más finos, como son los europeos, en lugar de hacer negocios con sus propios peones? ¿Será por la necesidad de mantener a sus peones como sus peones que son, o será por el pavor que sienten a que sus peones aspiren ser unos hacendados como él?

Estoy seguro que ese peón cubano que hoy pega su nariz a la ventana para ver qué hacen los ricos de afuera adentro, presiente que tiene hasta menos oportunidades de progresar que los peones que trabajaban para ese otro Gran Hacendado cubano de hace unos cincuenta años. Estoy seguro que a ese peón cubano de hoy le sigue provocando rabia, de la misma de antaño, el saber que los capataces reciben más, no por capaces, sino sólo a cuenta de doblar la cabeza y hacer maestrías en el arte de endulzarle el café y limpiarle el trasero al Gran Patrón.

Igualmente me recordé de una propuesta que hice en el Banco Mundial en el sentido que las islas cuyos principales recursos naturales son playas naturales deberían tener acceso a estadísticas que les permitiese analizar por ejemplo la cantidad de horas de trabajo generadas para la población local por kilómetro lineal de playa, para así establecer unas exigencias mínimas. Claro está, ese tipo de análisis económico sólo podría interesarle a quienes quieran sembrar playas o petróleo para el desarrollo de su país y no sólo buscan usar las playas o el petróleo de su país para enraizar mejor sus propias ganas de poder; algo que los Grandes Patrones siempre niegan haciéndose los tan inocentes y echándole así sal en las tantas heridas de sus desafortunados peones.


P.S. Feo, sucio, estúpido, maleducado, amargado…. y lo que se les ocurra, es ese alienado resentido quien no acepta conversar con un compatriota que opina distinto, para así poner su grano de arena en la construcción de nuestra Venezuela, mientras qué bello, pulcro, inteligente, respetuoso, simpático… y lo que se les ocurra, es ese orgulloso venezolano que siempre busca conversar con su compatriota, no importe de qué lado del río éste se encuentre. ¡Más nada!

P.S. Envíenme más pares de adjetivos adecuados para el P.S. anterior que no sean vulgares.

junio 11, 2009

¡Listo!… en el primer nanosegundo del mes

El hecho que el Gran Hacendado de turno expresase así fuese solo una posible intención de debatir con unos intelectuales extranjeros, mientras que jamás se digna a hacerlo con los ciudadanos venezolanos, me revolvió el alma. A continuación me permito citarles de "Acordes extraños" un artículo escrito por el periodista y poeta cubano Raúl Rivero y que fuese publicado en El Mundo de España en abril de 2009.

"Aunque se anuncian músicas nuevas, los cubanos tienen que seguir en el baile, solos en el salón, con la más fea. Y la más fea es la dictadura. Es una mala costumbre. Una falta elemental de urbanidad que los totalitarios han trasmitido a los demócratas. Los cubanos no cuentan. Se les organiza la vida, se decide hasta el color y la madera que se utilizará para fabricar sus ataúdes, pero ellos no tienen la oportunidad ni de decir «esta muerte es mía»… Los que llevan medio siglo en la sala de baile no necesitan expertos ni maestros de danza. No añoran nuevos músicos. Ni asumen el color de otras cadencias. Quieren que se vaya la orquesta y que se enciendan las luces".

Yo, un venezolano que con algo más de medio siglo acumulando deseos por lo mejor de mi país igualmente quiero que se "vaya la orquesta y que se enciendan las luces", para debatir lo que antes de nada debemos debatir en Venezuela… ¿El quién debe ser el sembrador de las resultas petroleras, los Grandes Hacendados de turno con sus respectivos aparatajes gubernamentales o los ciudadanos?

Si las resultas petroleras son las semillas que hemos de sembrar, entonces éstas no representan los peces como nos quieren hacer creer quienes quieren seguir usufructuándolas, sino en verdad son nuestras cañas de pescar.

A mí no me cabe la menor duda que somos los ciudadanos quienes debemos recibir esas cañas de pescar que representan las resultas petroleras, para así tener la posibilidad de aprender a pescar… como tampoco me cabe la menor duda que tenemos que quitarle al gobierno esas cañas de pescar para evitar que sean usadas como látigos, así como para evitar el tener una ciudadanía sentada con expectativas esperando por los pescados… como tampoco me cabe la menor duda que desde el principio debemos entregarle las cañas de pescar a los ciudadanos para que a nuestro país no se le vaya la vida con sus ciudadanos peleándose entre sí por ellas.

Imagínense a las resultas petroleras, o sea lo que queda después de haber efectuado todos los apartados necesarios para acometer las inversiones sin tener que hipotecar el petróleo, siendo depositadas en un fondo de los ciudadanos… y del cual una Junta de siete miembros elegida por los ciudadanos decide cuánto se debe repartir considerando las variables macroeconómicas y el deseo de brindarle una mayor estabilidad al país… y luego ese monto, en el primer nanosegundo de cada mes, es repartido por igual entre los ciudadanos abonando las tarjetas de débito que previamente se le ha entregado a todos ellos. A partir de ese nanosegundo ningún ciudadano tiene porqué albergar expectativas petroleras con respecto a sus gobiernos; a partir de ahí ningún gobierno tiene razón de ocuparse de la repartición que corrompe y por lo tanto puede gobernar como un gobierno normal; a partir de ahí los ciudadanos podrán buscar cómo manejar las tantas otras dificultades implícitas en ser un país petrolero.

Las resultas del petróleo son una bendición que las hemos convertido en maldición permitiendo que las decisiones sobre su uso recaigan en el Gran Hacendado de turno… sea éste quien sea, amarillo, azul o rojo. Necesitamos que se prenda la luz que ilumine esta triste realidad venezolana y sobre la cual jamás se debate.

Gran Hacendado de turno, así como cualquier otro aspirante a ese cargombur, no sean cobardes y atrévanse responder… ¿Quiénes creen ustedes que pueda maneja mejor las resultas petroleras, ustedes decidiendo sobre 4.000.000.000 dólares mensuales que no son suyos o cada uno de sus ciudadanos decidiendo sobre los 160 dólares suyos? ¿Ustedes? ¿Es esa la confianza que ustedes les tienen a sus compatriotas? En ese caso permítame expresar mis serias dudas sobre sus propias capacidades para administrar sus propios 160 dólares mensuales. Mejor se las entregamos a sus mamás.

mayo 28, 2009

Enamore a quien cree su enemigo

El GPS es un sistema direccional satelital mediante el cual se le hace más fácil a uno ubicarse en zonas poco conocidas. Hace poco, en el exterior, mi hija tecleo en el GPS la dirección equivocada de adónde íbamos y yo… aun cuando claramente oía a una vocecita interna decirme que iba en la dirección equivocada seguí las instrucciones del GPS, hasta el final, o sea hasta llegar al destino equivocado. En ese momento me dije “esto es exactamente lo que hicieron los mercados financieros cuando aún sabiendo que no eran tan de confiar siguieron las triple-A o las “cero riesgo” emitidas por las calificadoras de crédito, hasta desbarrancarse. ¿Qué es lo que nos impide oír y obedecer la voz de nuestro propio sentido común?

Estas últimas semanas he tenido ocasión para de nuevo reflexionar sobre el tema por cuanto, como radical del medio, he recibido muchos correos electrónicos de personas afiliadas al chavismo (el término “oficialismo” le queda grande) y en los cuales observo que las voces internas de muchos de estos revolucionaros les gritan a todo pulmón que se encuentran en la revolución equivocada… pero aún así no logran hacerle caso a su propio sentido común.

Y permítame decirles que yo, por no hacerle caso a mi voz interna, llegue al destino final equivocado y perdí alguna hora de mi tiempo; y los inversionistas, por seguir las triple-As, perdieron fortunas; pero nada de eso se compara con la tragedia griega que para un revolucionario puede implicar el descubrir al final de su vida revolucionaria, que andaban haciendo revolución en una revolución que no tenía nada que ver con la suya. Eso es mucho peor que jamás haber logrado una revolución.

A los revolucionarios perdidos les leo quejas sobre las políticas de puerto; la sustitución de monopolios privados por monopolios del Estado: la implosión al autoritarismo de lo que iba a ser una explosión de poder popular; el privilegio de la afiliación política por encima del conocimiento; la corrupción, la corrupción y la corrupción… y aun así no son capaces de cambiar de rumbo…por lo menos por ahora.

Y unas de las razones por las cuales se le hace difícil a muchos de los revolucionarios en el chavismo obedecer a sus voces internas y abandonar la que ya saben no es su revolución, es que demasiados de la oposición no quieren ni siquiera conversar con el chavismo, lo que los pone ante la disyuntiva de tener que elegir entre la revolución equivocada y el regreso a todo contra lo cual antes pelearon.

Venezolanos chavistas, por el bien de nuestro país, olvídense de los rencores del Gran Hacendado de turno y enamoren a los escuálidos; y venezolanos escuálidos, por el bien de nuestro país, ignoren igualmente al Gran Hacendado de turno y enamoren a los chavistas, ya que, del amor, siempre surgirá un mejor país que de una guerra civil.

Recuerden siempre que el otro, sea éste chavista o escuálido, no tiene la responsabilidad de enamorarse de Usted y por lo que es Usted, chavista o escuálido, quien tiene la responsabilidad de enamorar al otro. Por cuanto se nos va la vida de nuestro querido país en esto, les ruego no se dejen seducir por los diablos de aquí o de allá, quienes se asfixian con el amor y respiran con el odio.

¿Significa este llamado al amor un pacifismo sonso para que no hagamos nada y nos dejemos de llevar por los hechos? ¡Por supuesto que no! Es un llamado para que con coraje, unidos, peleemos la guerra contra la desunión. La verdadera revolución unificadora es la que busca el derecho del ciudadano de ser el mismo el sembrador de sus resultas petroleras.

El Universal
Noticiero Digital

mayo 21, 2009

Un manifiesto fofo

Quince conocidos economistas circularon el 12 de mayo un manifiesto titulado, “Ante la situación económica nacional”, en el cual expresan la gravedad de lo que enfrentamos. Excepto para quienes con o sin manifiesto su dependencia sicológica les impide ver lo que pasa, en él no se decía nada nuevo. De hecho, excepto por algunas particularidades malas rojo-rojitas, pudo haberse escrito en otras ocasiones bastante recientes de nuestra era petrolera, antes que nada por la tanta lloradera sobre leche derramada.

Okey, quince economistas, tienen ustedes toda la razón, pudimos haber ahorrado los reales en vez de gastarlos pero, como de nuevo le dimos los reales a quienes de antemano sabíamos que se los iban a gastar, igualito como a nosotros nos encanta gastar esa valiosa gasolina que nos regalan sin que jamás protestemos por ello, pasó lo que sabíamos tenía que pasar, así que... ¿ahora qué hacemos?

Okey, quince economistas, tienen ustedes toda la razón, pero si se hubiesen ahorrado esas resultas del petróleo, como las deberíamos haber ahorrado, entonces, excepto por ayudar a sostener mejor lo insostenible… ¿de qué manera ayudaría ello a resolver los problemas estructurales que nos vienen de ser un país petrolero?

Los quince economistas terminan con un "queremos advertir al país… no con el propósito de acentuar la ansiedad… sino para resaltar el hecho que los desequilibrios y distorsiones que se vienen conformando tendrán impactos negativos de importancia sobre la vida de los venezolanos debido a los graves errores de interpretación de la realidad nacional y de diseño y ejecución de las políticas que se llevan a cabo bajo la presente gestión gubernamental". Quince economistas, ¿con qué se come eso? ¿Con quitando a unos y poniendo a otros?

Lo que sí sabemos es que el obligado ajuste de nuestra economía que hoy se nos acerca a pasos agigantados, a diferencia de todos los recientes ajustes obligados, esta vez no se encuentra con una Venezuela bien dispuesta, como aquella que con entusiasmo se dedicó a proyectos tan ilusos como el sembrar manzanas de clima templado en Maracay, sino con una Venezuela dividida llena de odios y amarguras, donde parece que a algunos no les importaría dejar unos cientos de miles de compatriotas muertos con tal de quedarse con el poder.

Así que, quince economistas, si tienen algo que de verdad pueda ayudar al país en un momento donde de verdad se necesita de la verdad, díganlo, pero, si no, de verdad, mejor es callar.

Por ejemplo quince economistas ¿qué sugieren que hagamos con lo de la gasolina? Por supuesto, si nuestros hijos no tuviesen absolutamente nada de alimentos y medicinas, todos o casi todos estaríamos de acuerdo en vender la gasolina en Venezuela a su precio de mercado internacional, para que no se consuma tanto y para que se pueda exportar algo más de ella, pero… ¿tenemos verdaderamente que llegar al extremo de que no quede otro remedio para remediar? El costo de oportunidad del regalo de la gasolina que le hacemos a quienes la compran anda fácilmente por los 25 millones de dólares, ¡diarios!

Que luego nosotros no queramos aceptar el aumento del precio en la gasolina por cuanto el gran cacique o el gran hacendado de turno no tiene la suficiente credibilidad política para ello, pues eso es otro problema, su problema, pero la obligación de los economistas es sugerir lo que se debe hacer en función de la economía… ¿o debo suponer que el silencio de los quince economistas sobre lo de la gasolina implica que no están de acuerdo conmigo?

De nuevo oí a una señora venezolana argumentar por televisión "no es justo que un país que tantos ingresos ha obtenido durante la última década como el nuestro... (y su queja particular)". Doñita, eso es justamente lo que se debe esperar en un país donde los ciudadanos, y sus quince economistas, sin siquiera discutirlo, aceptan entregarle sus resultas petroleras al gobierno.

P.S. En la semana oí una de las más deprimentes cuñas jamás producidas, decía: "Chequea tu cupo en Cadivi con nosotros… ¡Tu banco para crecer!"

El Universal
Noticiero Digital

mayo 14, 2009

El odioso cero cupón de PDVSA

Yo siempre leo el Financial Times de Londres (FT) y hace años que mantengo un blog llamado "Tea-with-FT" en el cual comento casi a diario. Ese blog puede haber significado que el FT ya no me publique más mis cartas al editor, pero tenerlo igual me ha permitido interesantes diálogos, tipo "off-the-blog", con muchos reporteros de ese prestigioso diario.

Pues les cuento, la semana pasada apareció un reportaje firmado por Benedict Mander en el cual se indicaba que PDVSA está contemplando la emisión de un cero-cupón por dos billones de dólares a dos años de plazo a una tasa de interés estimada en 16%, para cancelar unos 4 billones de dólares que tiene en deuda local, obviamente vía las triquiñuelas cambiarias. Sentí rabia, así como tristeza por mi país.

A PDVSA, a la que podría y debería ser la tacita de plata más tacita de plata en este mundo lleno de inseguridades económicas y financieras, le cobran el 16% en intereses, cuando Estados Unidos solo paga el 1%. Un cero cupón de 2 billones a dos años al 16% significa que PDVSA recibiría hoy 1.486 millones de dólares y debe cancelar por intereses, en dos años, 514 millones de dólares. ¡514 millones de dólares botados por el drenaje! ¿Pagaderos a quién? ¿Qué aprovechador será beneficiado con la criminal ineptitud de PDVSA?

Las cisternas de petróleo de PDVSA que aparecían en la foto que acompañaba el artículo llevaban pintadas "Patria, Socialismo o Muerte" y la noticia pregonaba sin duda la tercera opción como la más probable… por lo cual solo es natural que el mercado, siendo mercado al fin, le exija una tasa de interés del 16% a PDVSA... por ahora. No obstante lo anterior, a ese desconocido aprovechador, desde ya le aseguro que por lo menos este insignificante ciudadano hará lo posible para que esos odiosos intereses no le sean cancelados.

Ahora bien, si PDVSA piensa cancelar 8.600 millones de bolívares fuertes en deuda local con solo 1.486 millones de dólares, eso implica que piensan conseguir, no sé cómo, una tasa de cambio de 5.79 bolívares fuertes por dólar. Y eso significa que una empresa que debería estar extrayendo las riquezas del subsuelo que la providencia legó a Venezuela, idealmente para entregarle las resultas al ciudadano, lo está haciendo tan mal que además necesita extraer otros recursos de las entrañas del ciudadano.

Finalmente y por cuanto ante la muy seria crisis ambiental que tenemos encima las imprecisiones me revuelven el alma, permítame comentar que cuando el comandante hoy vuelto mercader arbolariamente hablo de "¡Gas… energía limpia… no contamina!" está muy equivocado. El gas en los vehículos produce solo algo menos CO2 que la gasolina y como no rinde igual, para los fines prácticos, termina siendo casi lo mismo. Eso no significa que el gas no sea una buena alternativa económica pero, si vamos a usarla de manera ambientalmente correcta, usémosla mejor en trenes y no en carros.

El Universal
Noticiero Digital

mayo 07, 2009

¿A punta de besitos entonces?

Ya se le fue Bush y enemigos generosos como Bush hay pocos. Igualito como a Estados Unidos le hace falta su Rusia roja-rojita, no es fácil manejarse sin un enemigo respetable. Un pueblo no acepta quedarse en un lodo maloliente sólo por cuanto a cualquier tipo por allá le quitan su trufa pero… si a quien le quitan la trufa es un enemigo de los malos-malos buenos-buenos, de repente, con el consuelo de los tontos, se la calan.

Por supuesto, hay que seguir marchando, aun cuando nada o poco cambie, por cuanto el día que ya no marches, te cambiaron a ti, en todo. No obstante quizás haya que darle un vuelco radical a la manera de protestar. Como el presidente-comandante ya no permite alguna oposición que no esté 100% con él… pues de repente, para librarnos de que nos lance sus laticas de gas, hay que estar 100% con él… y revolucionariamente aprender hacer marchas como las suyas; como las que él describe, "llenas de amor, desbordadas de amor" y libres de "conspiradores y resentidos llenos de odio".

Habría entonces que volcar el imaginario de la oposición en organizar "La Gran Marcha del Súbdito Agradecido"; en la cual alabar a quien con tanta responsabilidad asumió ser el patrón de nuestra hacienda; vestirnos todos del todo rojo-rojito que tanto le gusta; tirarle besitos, caramelitos y flores bolivarianas; agradecerle la gasolina regalada y los dólares baratos; prometer dejar de ser testarudos y construirle sus gallineros verticales; recontar como la historia la historia que él nos cuenta; desmentir todos los rumores sembrados por oposicionistas enloquecidos que antes dudaban de su temple democrático y quienes, debiendo estar presos, aún andan por ahí vagabundeando libres gracias al magnánimo benevolente buena gente; dejarnos de esa mala costumbre y falta de educación revolucionaria de cuestionarle lo que a causa de nuestra ignorancia sospechamos pueda haber hecho con nuestras resultas petroleras; y para, finalmente, agradecerle sus discursos de paz que inspiran tanta paz y tranquilidad en nuestras calles.

Y seamos generosos admirando… Llevemos también afiches con las fotos de Cilia y Nicolás (con retoques… para perfeccionar claro está) y de los demás héroes de la más grande y pura revolución que se haya visto el mundo, para el digno orgullo de nuestra digna Venezuela.

Así mismo Globovisión, que tanto tiene de que hacerse perdonar debería, como mínimum minimorum, presentar un "The Bolivarian Idol" para buscar el cantante y la canción que mejor refleje ese maravilloso socialismo comandado del Siglo XXI y donde lo empalagoso no descalifique…sino todo lo contrario. Igualmente, en lugar de invitar a los ya fastidiosos y tendenciosos expertos de siempre, debería hacer una serie de entrevista y reportajes para que conozcamos en adorable intimidad a todos los talantes de la revolución, tales como nuestros ilustres asambleístas.

Eso sí, una vez debidamente posicionada Globovisión y recuperada la credibilidad de su fe en el proyecto, debe televisar un maratón para recaudar fondos para algunas de las causas meritorias a serle presentada por Daniel Ortega.

Para la gran ofensiva del amor… "All we need is love… everybody now! All we need is love… everybody now! All we need is love, love". Love for you Fidel! … Love for you Fidel! - bis.

abril 30, 2009

Participando en lo de la no participación

En la semana de nuevo tuve la oportunidad de participar en las reuniones de primavera del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional, en calidad de representante de la sociedad civil, lo que en honor a la verdad solo significa en representación mía.

Basta con recordar que estas dos instituciones ni siquiera existían durante la gran depresión de los años treinta para saber que un ¿y ahora qué?, impregnaba todos los pasillos y todas las conferencias. Sin duda también mucho de lo que ahí se discutía sonaba algo surrealista en el sentido que se trataba de tópicos álgidos del ayer y del mañana, pero que situadas en la perspectiva de la crisis del hoy, no parecían las más urgentes.

No obstante uno de esas sesiones del ayer y del mañana y que sí me intereso mucho fue una donde se discutió el tema de participación y en concreto sobre cómo se aseguraba la debida participación de todos quienes podrían tener interés directo en proyectos desarrollados por el Banco Mundial y el BID… y lo digo por lo que pasa en Venezuela en cuanto a que toda la participación, de todos menos uno, está desaparecida en la suprema centralización de poderes en el gran cacique o el gran hacendado de turno.

Una participación ciudadana donde con el dedo se decide quienes participan de las decisiones no es participación. Una participación donde todo quien pueda ser afectado por una decisión puede participar directamente o delegar en alguien directamente su representación es participación. Una delegación en alguien para que luego éste tome decisiones para lo cual no fue expresamente autorizado, no tiene nada que ver con participación y todo que ver con usurpación.

Una participación ciudadana en el cómo repartir una piñata, como la petrolera, no es participación. Una participación en una decisión colectiva sobre una inversión a efectuarse y que será pagada del bolsillo de cada uno con las resultas petroleras que primero le han sido entregadas a cada ciudadano, es participación. Les pregunto, si cada ciudadano recibiese su cuota parte de la gasolina que hoy se regala y pudiese venderla en el mercado mundial… ¿Cuantos participarían en quemar la gasolina en las colas?

Otra sesión que sin duda tenía una relevancia especial para algunos de los ahí presentes se refería a cómo el Panel de Inspección del Banco Mundial, el órgano que busca asegurar que el Banco Mundial cumpla con sus propias reglas, ha manejado y debe manejar lo referente a los derechos humanos, y lo cual no es nada sencillo para organismos como estos considerando que también están obligados a respetar la soberanía de las naciones. Opiné que me pareció muy inteligente la manera de como el Panel de Inspección ha enfocado este espinoso tema, decidiendo que el Banco Mundial no debe participar en proyectos que puedan implicar que los gobiernos violen los tratados internacionales que sus propios países han suscrito.

abril 16, 2009

Pravda, Izvestia y bolívares

Es muy difícil comparar peras con manzanas, o sea comparar bolívares de ayer con bolívares de hoy, por lo cual descompuse el balance del Banco Central de Venezuela en porcentajes. He aquí lo que conseguí para cuando el gobierno actual inició su gestión y el último mes del cual encuentro cifras. Una década completa signada por las resultas petroleras más fabulosas y con las cuales se quedo el Estado… otra vez.

BCV - ACTIVOS                                                                  Feb 1999    Feb 2009
Activos de Reserva neto de Pasivos de Reserva                          77.6%         47.5%
Otros Activos en Divisas neto de Otros Pasivos en Divisas            3.9%          4.6%
Otros Activos en Moneda Nacional                                             18.5%         47.9%
Total Activos                                                                            100.0%        100.0%
BCV - PASIVOS Y PATRIMONIO                                       Feb 1999    Feb 2009
Base monetaria                                                                        32.6%         60.5%
Otros Pasivos en Moneda Nacional                                             30.6%         28.0%
Patrimonio                                                                                37.2%         11.5%
Total Pasivos y Patrimonio                                                      100.0%       100.0%

Por supuesto que el balance del BCV de entrada se ve extremadamente debilitado pero, si hemos de centrar la atención en lo más preocupante eso sería el que los Activos de Reserva Netos pasaron de ser 2.4 veces la base monetaria a solo ser 0.8 veces de ellas en febrero del 2009. En otras palabras las defensas del valor del bolívar se han erosionado dramáticamente. ¿Cómo rayos pudo haber pasado eso? La lectura en la muy escueta página web del Banco Central nos da ciertas indicaciones.

Primero. El Fondo para la Estabilización Económica, el FEM, creado con bombos y platillos en 2003 con 700 millones de dólares y recreado con bombos y platillos en 2005, muestra tener solo unos 826 millones de dólares para Febrero de 2009 o sea se quedo en solo bombos y platillos… o sea, se manejo igualito que el Fondo de Inversiones de Venezuela de la Cuarta creado en 1975.

Segundo. Del patrimonio del Banco Central se saco una inmensa cantidad de dinero para un Fonden, a cuenta de ajustarlas a un "nivel adecuado de reservas internacionales". Puede ser que los Activos de Reservas actuales sean las suficientes como para cubrir las necesidades inmediatas del país, especialmente con la política de cupones de racionamiento que parecería ser nos espera a la vuelta de la esquina, pero, lo que sí es seguro, es que el valor de todos los bolívares ya ha sido expropiado, de facto. El único consuelo es que quizás no habrá que importar o racionar papel toilette...

Finalmente también nos queda la monstruosa duda sobre si las cifras que publica el BCV sobre la Reservas… ¿son o no son? ¿Están sus cifras ajustadas al valor mercado? ¿Habrá papel argentino o cubano registrado a valor nominal? Por cuanto excepto el definir unos términos de valorización en un diccionario luego no dicen nada de nada… debemos sospechar que sí. Pero a lo mejor le está prohibido a un BCV rojo-rojito ajustarse al mercado.